Press "Enter" to skip to content

Hay que sostener el liderato en el crecimiento


Al término del primer semestre, y luego de conocerse la cifra del incremento económico, Colombia es el país que más crece si se compara con sus similares en la Alianza del Pacífico

Las inversiones llegan a un país no solo por las oportunidades que estos brinden para hacer negocios, sino por el grado de inversión que le otorgan las firmas calificadoras de riesgo, la estabilidad jurídica, y lo que no es una característica menor, su crecimiento económico. Colombia tiene varias de esas condiciones: buena nota de las calificadoras, buen ritmo de crecimiento, pero una seguridad jurídica que deja mucho que desear, incluso para los mismos locales. Pero vale la pena decir que en términos de crecimiento económico hay que reforzar esta ventaja competitiva entre los países de la Alianza del Pacífico, que al final de cuentas son los más similares, y los que están atrayendo la inversión extranjera. Hace un año, durante el primer trimestre Chile crecía 4,2%; Perú 3,2%; México 1,1% y Colombia 2,2%. En el segundo trimestre Perú 5,4%; Chile 5,3%; México 2,6% y Colombia 2%. Si observamos con detenimiento, en el primer trimestre de 2019, Colombia logró 3,1%; Perú 2,3%; Chile 1,6% y México -0,2%. En pocas palabras, Colombia empezó a liderar en crecimiento económico, situación que reconfirmó en el segundo trimestre, es decir solo hace dos meses, pues entre abril y junio Colombia creció 3%; Perú 2,6%; México 0,1% y Chile solo llegó a 1,9%.

El imperativo de la economía colombiana es seguir liderando el crecimiento de la producción y para ello debe reforzar los pactos por el crecimiento con ayuda real y comprometida de los gremios nacionales. Por ejemplo, el comercio al por mayor y al por menor, el transporte, el alojamiento y los servicios de comida, que vienen creciendo a tasas de 4,8%, no pueden bajar ese nivel, ampliando su oferta bien entrados los últimos meses del año en los que el consumo mejora. Las actividades financieras y de seguros, que crecen 4,6%, son el segundo renglón en dinamismo y va muy conectado con el primero, y el puente entre ambas no es otro que las tasas de interés que deben mantenerse. El tercer renglón en términos de mayor crecimiento es la información y las comunicaciones que alcanza 4,2%; le siguen las actividades profesionales, científicas y técnicas al 3,6%. Hasta este punto son sectores que están por encima del techo general de crecimiento y sobre estos pilares hay que seguir construyendo para que no desmejoren. Otro grupo de sectores como la administración pública y defensa, educación y salud crecen 3,1%. La misma cifra de 3,1% consiguen las actividades inmobiliarias, un renglón que es de los que más prometen. Curiosamente, lo que tiene que ver con las llamadas industrias creativas, como son las actividades artísticas, de entretenimiento y recreación y otras de servicios conexos crecen 2,9%. El suministro de electricidad, gas, vapor y aire acondicionado, 2,6%. Todos los renglones económicos anteriores son de fuerte crecimiento y se deben rodear para que grandes inversiones lleguen a ellos, pero es el grupo estratégico compuesto por agricultura, ganadería, caza, silvicultura y pesca- que crece solo 1,5%- en donde más hay que trabajar, pues gran parte de la ruralidad colombiana está en estas actividades. La explotación de minas y canteras (1,2%), las industrias manufactureras (0,6%) y la construcción (0,6%), son los sectores restantes que por fortuna ya están en terreno positivo y no hay que dejarlos caer en la desesperanza. No podemos perder de vista que el mejor activo para atraer inversión es crecer, crecer y crecer.

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

Be First to Comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *