Press "Enter" to skip to content

Los costos asociados a la pandemia


No se debe confundir el costo de un mes de cuarentena, o dos, con el valor asociado a la pandemia desatada por el covid-19 que se extenderá en el tiempo y será incuantificable

¿Cuánto le costará a la economía dos meses de cuarentena? ¿A cuánto ascenderá el costo de la pandemia? ¿Cuál será la factura de esta situación? Las tres son preguntas a las que poco a poco les llegan las respuestas de los gremios, las universidades, la banca multilateral y los centros de investigación.

Todos hacen sus cuentas propias y miran las cosas desde su óptica. El primero en lanzarse con cifras serias es Fedesarrollo que no solo plantea escenarios, sino que asocia el costo con los daños colaterales en la salud y las muertes ocasionadas por el coronavirus. A la luz de su informe, plantea que la cuarentena generalizada durante un mes tendría un costo de $48 billones a $65 billones equivalentes entre 4,5% y 6,1% del PIB. Y en la medida que la decisión se extienda un mes más, todo se duplicaría y las cifras pasarían a un rango entre $94 billones y $125 billones, es decir entre 8,9% y 11,8% del PIB; valga la pena aclarar -según Fedesarrollo- que las cifras no incluyen las pérdidas asociadas con las destrucciones de empresas y empleos que pueden profundizar el problema con distinta destrucción en sectores o regiones más sensibles.

Fedesarrollo plantea que el costo económico de la pandemia podría ascender a $17,4 billones (1,6% del PIB) si se cambia la cultura de socialización con el aislamiento, dado que solo habría una tasa de mortalidad de 0,2 personas por cada 100.000 habitantes. Si al Gobierno Nacional o a los mandatarios locales se les ocurre levantar la cuarentena, la tasa de mortalidad sería de 1,6 personas por cada 100.000 habitantes y los gastos de una crisis de este tamaño costaría a las arcas nacionales $55 billones (5,2% del PIB).

Si no se hace caso en la cuarentena, no se obliga a las personas mayores de 65 años a mantenerse protegidas, las muertes asociadas al covid-19 podrían subir a más de 108.770 personas con un costo de $169 billones (16% del PIB).

Un apunte interesante: si se excluyen las personas de la tercera edad el costo de la crisis ascendería a $206 billones (20% del PIB); y peor aún: si no hay cuarentena ni se toman medidas para evitar el contagio y disminuir las muertes, tal como algunos creyentes en teorías de la conspiración han aconsejado, los costos superarían $392 billones (37% del PIB), que de extenderse en el tiempo haría simplemente el país destruyera su economía y no fuera viable en el siglo XXI.

La economía del país se expone a un situación muy complicada de enfrentar con la consciencia plena de que no hay un atajo en este duro camino y el punto es que no habrá una buena salud, ni contaremos con las armas de contención y soluciones, si la economía no va por buen camino para poder contar con los recursos necesarios para hacerle frente a una de las peores situaciones sanitarias que debemos enfrentar como país.

Si el problema fuera exclusivo de las economías emergentes o países en desarrollo -como siempre sucede- se acudiría a los desarrollados y a las entidades multilaterales en ayuda, pero esta es una coyuntura compleja porque todos los países de la Ocde están en los mismos problemas y están acudiendo a las mismas fórmulas para salir de esta encrucijada. Hay que tener en cuenta que una cuarentena muy larga puede tener consecuencias muy difíciles de reversar, pero salir anticipadamente de ella podría ser más costoso e incubar una pandemia endémica que nos condene a la miseria más profunda.

Registrándose puede personalizar sus contenidos, administrar sus temas de interés, programar sus notificaciones y acceder a la portada en la versión digital.

Be First to Comment

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *